Esta semana hemos celebrado dos fechas importantes relacionadas con el progreso sostenible y cuidado del medioambiente. Estas son las celebraciones del Día Mundial del Medioambiente el pasado 5 de junio y hoy, 8 de junio, el Día Mundial de los Océanos. Estas dos iniciativas internacionales son vitales, pues ponen el foco de atención sobre los retos medioambientales a los que nos enfrentamos. Funcionan como llamadas de atención, propuestas de cambio y nos recuerdan lo necesario que es tomar un cambio de rumbo urgente.

Ambas fechas encuentran muchos puntos en común. El más destacable de ellos, y que se ha colocado como “punto crítico” este año, es la contaminación generada por el consumo de plásticos. Es por ello que desde las Naciones Unidas han lanzado un mensaje de unidad para combatir esta polución bajo el uso del lema “Un planeta #SinContaminación por plásticos“.

Para entender el porqué de esta urgencia mundial basta con acercarse a las cifras. Cada año usamos 500 mil millones de bolsas de plástico. ¿Qué sucede con las botellas? Compramos 1 millón de ellas por minuto. Anualmente también, 8 millones de toneladas de plástico terminan en los océanos. Dicho de otra manera, descargamos un camión de basura en el cada minuto.

A estos alarmantes números le siguen muchos otros: en el año 2015 más plástico que peces en el mar o que el 50% del plástico que consumimos es de un solo uso. Ante tales devastadoras noticias para nuestro planeta, estas fechas se convierten en fundamentales por su poder de concienciación y difusión de un mensaje de alerta.

Frente a estas noticias, es necesario destacar también que varias zonas del planeta han pasado a la acción tomando medidas contra la contaminación por plásticos. Los últimos ejemplos los encontramos en Chile, que ha prohibido las bolsas de plástico en los negocios minoristas o Europa, que recientemente ha propuesto prohibir el uso de ciertos artículos plásticos de un solo uso.

Más allá de las medidas que tomen los Gobiernos, como ciudadanos también podemos aportar nuestro grano de arena y sumarnos a un estilo de vida más respetuoso con la Tierra. Además de reciclar y reutilizar, otras acciones que podemos llevar a cabo son dejar de usar pajitas de plásticoevitar el agua embotellada o tener cuidado con nuestras cremas solares en verano.

En días como estos, es necesario que reflexionemos sobre nuestra forma de consumo y estilo de vida. También es importante que estas reflexiones las mantengamos el resto del año y las apliquemos a nuestro día a día para que juntos podamos avanzar hacia una sociedad más sostenible.

Con motivo de estas celebraciones y para contribuir a nuestra manera, en Another Way hemos querido rendirle un homenaje a nuestro planeta a través del ciclo #AsHumanAsYou en la Sala Equis de Madrid. Con él esperamos que el espectador reconecte con la naturaleza a través de experiencias cinematográficas emocionales. La selección del ciclo está compuesta por tres documentales emblemáticos: Koyaanisqatsi (1982), película de culto producida por Francis Ford Copolla; la versión para gran pantalla de Human (2015), dirigida por Yann Arthus Bertran; y Life in a Day (2011), un experimento visual sin precedentes producido por Ridley Scott. Si quieres más información sobre el ciclo puedes encontrarla en el evento de Facebook.


Con información de WorldEnvironmentDay, The New York Times (1, 2). Imágenes de WorldEnvironmentDay. 

 

 

:
Atrás

Deja un comentario

Entradas recientes

Comentarios recientes

Archivos

Categorías

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram