El invierno de 2015 marcó un definitivo punto de inflexión en el porvenir del planeta Tierra. Por primera vez en la historia, un total de 195 países se comprometían a colaborar para implantar en sus naciones modelos económicos y políticos que apuesten por la sostenibilidad. El pacto abre un camino por explorar, y en España ya se han marcado varias metas a alcanzar. No obstante, las palabras por sí solas no son capaces de cambiar las cosas. Es hora de que pasemos a la acción.

España, firmante del acuerdo,  se encuentra ante diversos desafíos que deberá afrontar a partir de ahora. Como miembro de la Unión Europea, ha tenido que comprometerse a reducir en un 40% las emisiones de gases invernadero, como el CO2, para el año 2030. También para la misma fecha deberá ser capaz de producir un 27% de su energía a partir de fuentes renovables.

 

Es cierto que la meta planteada es ambiciosa, sobre todo teniendo en cuenta que mientras las emisiones de CO2 cayeron en el conjunto de la Unión en un 4,1%, en España crecieron en un 0,5%. Pese a ello, es fundamental que no nos desmoralicemos. También somos el cuarto país de la Unión donde más empleo verde se genera.

 

wind-farm-538576_960_720

 

Igual de peligroso es que los titulares negativos nos quiten las ganas de seguir trabajando juntos como creer que ya esta todo hecho. Ambas perspectivas tienen que tenerse en cuenta para descubrir qué dirección tomar y qué cosas deben empezar a funcionar de otra manera. También, debemos tenerlas en mente para visualizar dónde empezamos y hasta donde hemos sido capaces de llegar entre todos.

 

Es cierto que quedan muchas cosas por hacer, pero también cada vez hay más ejemplos que demuestran que el cambio es factible. El más reciente; la decisión tomada por el Gobierno de Canarias. Esperan convertir La Graciosa en una isla “cien por cien sostenible”, desarrollando buenas prácticas en materia de energía, desalación de aguas y gestión de residuos.

 

La_Graciosa_IMGP1946

 

No obstante, la transición a un nuevo modelo no se sustenta solo en las grandes acciones y acuerdos firmados por nuestros Gobiernos. También se precisa nuestra ayuda. No cabe la menor duda de que la verdadera diferencia la marcan los pequeños gestos adoptados por los miles y miles de ciudadanos españoles, cada vez más comprometidos con el cuidado del planeta.

 

Separar residuos, reciclaje, ahorro de agua, uso de la bicicleta… Son solo algunas de las actividades que entre todos hemos impulsado y nos están ayudando enormemente a conseguir que España se convierta en un lugar más amable con el medioambiente. Gracias al compromiso de todos nosotros hemos conseguido, por ejemplo, que la recogida de papel para reciclar se incremente por segundo año consecutivo, acercándose a los máximos pre-crisis.

 

La lucha contra el cambio climático tiene diversos frentes abiertos. Todos ellos deben ser abordados desde una perspectiva respetuosa con el medioambiente que sitúe la sostenibilidad como máxima indispensable. Hemos hecho muchas cosas bien, pero quedan muchas por hacer. Tomemos el camino abierto por la Cumbre de París y juntos, construyamos un país sostenible del que podamos disfrutar.


Con información de ethic.es, El País, Efe VerdeECOticias. Imágenes de Collie Coburn, Pixabay y Wikimedia Commons

:
Atrás

One thought on “España ante el cambio climático: un camino a recorrer juntos

  1. Ethica dice:

    Shoot, who would have thughot that it was that easy?

Deja un comentario

Entradas recientes

Comentarios recientes

Archivos

Categorías

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram